Los espectros de Racing

February 27, 2006

Hoy, en la contratapa de Página/12, Juan Sasturain publica una bellísima nota sobre el cierre de un gimnasio en el Bronx. No era un lugar cualquiera, era el lugar donde Tomy Lomuto, primero y Andrea después, moldeaban boxeadores, pero su especialidad era formar sparrings. Shadows. Perdedores consuetudinarios, carentes de luz propia,  sin el menor atisbo de gloria. Mas allá de la veintena de diamantes en bruto que Lomuto descubrió y aproximó al campeonato del mundo. Pero el hombre, muy humilde y sencillo, cuando sus pupilos estaban próximos a coronarse o lograban el título, él daba un paso al costado. Amaba formar sombras, púgiles que se adaptaban a lo que el rey de turno pedía.

Repasar lo que allí está narrado de manera tan bella, no hace más que remitir de manera insoslayable al presente futbolero de Racing. Ver jugar al primer equipo es tener la grotesca percepción que ofrece el sparring, un ente entregado de antemano. La figura borroneada con sus límites desfigurados de pura impotencia, el espectro del rejunte que descubre sus huesos cansados a los antojos del rival de turno. Cada partido que afronta, imagina oponerse a supuestos y temibles campeones, prestando y exponiendo su cuerpo a los humores del soberano de época. Y si el rival no posee mérito y reputación suficiente para ser calificado como rey, Racing lo inventa y lo fantasea como tal. Tan inconmensurable resulta el complejo de inferioridad presente.

Y allí va, cultor dócil y sumiso de los placeres y antojos del contrincante. Como un muy buen sparring, como una sombra, como un alma en pena.

Mirar la tabla de posiciones es comprobar de manera fehaciente el daño que ha ocasionado el paso del tiempo, tan atroz y despiadado; ayudado de manera valiosa e inestimable, por la indolencia y abandono de directivos pretéritos o gerentes actuales. Es asumir la dolorosa certeza que Racing vive tiempos de fantasmas y espectros que deambulan entre sus propias sombras, empeñando lastimosamente su gloria y oficiando de sparring, cuando la historia dice que, nació para campeón.

Norberto Trinchieri ®

2 Responses to “Los espectros de Racing”

  1. Albino Bevilacqua Says:

    No se preocupe…el haber llegado a su blog, sólo es un síntoma de mi enfermedad. Físicamente vivo en Italia pero, como seguramente imaginará, mi corazón está allá, con Racing incluído. Espero sepa disimular mi escepticismo, no sólamente alimentado por la lectura de Nietzsche, sino por haberme dado cuenta (de grandote boludo) que la verdad no existe…asi que supondrá que mis
    pareceres, no son muy alentadores que digamos. Por último, además de rechazar mi hipocresía, me jode mucho escuchar o leer a aquellos que ahora están contra Marín y en su momento, fogonearon el gerenciamiento. Esta figura del gerenciamiento, es otro de los tantos espejitos de colores del neoliberalismo y que muchos “compraron”. Cuando empezó a anochecer o sea cuando vieron que Marín comenzó con sus manejos inconsultos, pusieron el grito en el cielo…los habían dejado afuera! Hoy son los mismos muertos vivos que regresan! No dude Don Norberto…si agarran, serán los futuros chorros e incapaces que siempre dirigieron a Racing.
    Disculpe…

  2. Gerardo Says:

    Es un placer leerte Norberto y a pesar de lo que como hinchas estamos viviendo, mejor dicho padeciendo, tengo aún la esperanza, es según dicen, lo último que se pierde, de llegar a vislumbrar el resurgir de nuestro amado Racing. Creo que no es la esperanza – necesidad de creer en algo mejor que nunca llega, sino ese renovado aliento otorgado por otros que, mejores que los inertes que permitimos que lo que pasa hoy suceda, están en una lucha limpia y tenaz. Lo digo por algunos jóvenes y no tan jóvenes a quienes les concedo el derecho de la decencia hasta que no me demuestren lo contrario. Hacer nombres sería algo redundante porque vos también los conocés a varios de ellos. Si tengo la
    desdicha de equivocarme, espero que no por el bien de Racing, entonces
    también deberé afrontar el dolor de ver ya no un sparring sin alma sino
    un pasado campeón sin vida.
    Gracias por tu espacio. Un abrazo racinguista de ley.


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: